La justicia tumba el plan del Ayuntamiento para poner cubierta al Beti Jai | Somos Chamberí

La justicia tumba el plan del Ayuntamiento para poner cubierta al Beti Jai

El TSJM anula el plan especial aprobado por el Ayuntamiento de Madrid por el recurso que interpusieron la asociación MCyP y el PSOE

Recreación del futuro Beti Jai, según el proyecto Biztiza Berria | AYUNTAMIENTO DE MADRID

Bofetada judicial al intento del Ayuntamiento de Madrid de reformar el histórico frontón de la calle Marqués de Riscal, el Beti Jai, sin atender a las asociaciones y partidos que abogaban por su conservación integral. El Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) ha anulado el Plan Especial que aprobó el Ayuntamiento para recuperar este espacio y que incluía añadir una cubierta al espacio para albergar eventos de ocio y restauración.

El plan municipal había sido denunciado por la asociación Madrid Ciudadanía y Patrimonio (MCyP) y por el PSOE, a través de un recurso contencioso-administrativo interpuesto en enero que fue financiado gracias a una campaña de crownfunding, apoyada por vecinos interesados en defender este edificio histórico de la capital. MCyP consideró en ese momento que la cubierta «atenta contra la conservación de un patrimonio declarado Bien de Interés Cultural en categoría de Monumento”.

Según el PSOE, la justicia ha anulado el plan por no existir los informes preceptivos de viabilidad económica, por ser aprobado sin estudio de impacto acústico (el edificio se encuentra en una zona de protección acústica y ambiental) y por no haber añadido un informe de impacto de género. MCyP pidió en su momento que la reforma del Beti Jai se ejecutara a través de un “plan de actuación”, que protegería mejor el último de los frontones que quedan en pie de unas infraestructuras que fueron muy populares en la capital durante el siglo XIX.

El Ayuntamiento de Madrid, que también tendrá que pagar las costas judiciales (unos 3.000 euros), ha anunciado que recurrirá el fallo judicial. Se trata del segundo revés urbanístico para el consistorio en menos de una semana, después de que anulara el Plan Especial de Cocheras por defectos en su aprobación encontrados gracias a las alegaciones ciudadanas al proyecto.

El proyecto ganador, en suspenso

La sentencia del TSJM llega justo después de que Ayuntamiento y COAM anunciaran el proyecto ganador para reformar el Beti Jai, que apuesta por techar las instalaciones con una estructura de vidrio de corte industrial y a cuatro aguas. Según los planos de esta idea, se apostaba por conservar el resto de elementos estructurales sin apenas alteración y añadir el 10% de edificabilidad bajo la cancha de juego. Allí se iban a alojar las instalaciones del edificio para evitar colocarlas sobre la cubierta y un futuro gimnasio de 323 metros cuadrados. La propuesta se complementaba con una posible sala de exposiciones en la segunda planta y “pequeñas áreas de cafetería” en todos los pisos.

La idea, llamada Bizitza berria (Nueva vida, en euskera), queda ahora en suspenso por la decisión de los tribunales madrileños, que de momento impiden intervenir sobre este espacio proyectado por el arquitecto Joaquín Rucoba en el año 1893 en el distrito de Chamberí, que fue inaugurado el 29 de abril de 1894 y tenía capacidad para 4.000 personas en pie. Dejó de funcionar hace casi cien años, en el 1919, y desde entonces ha funcionado como edificio de viviendas, como un taller de reparación de coches… hasta que fue declarado Bien de Interés Cultural con la categoría de Monumento en el año 2011. El Ayuntamiento lo adquirió en el año 2015 y desde entonces ha efectuado trabajos de consolidación, previos a una reforma integral para volver a abrir este espacio para los juegos de pelota.

Más información: