El contenedor marrón llegará a todo Chamberí en octubre | Somos Chamberí

El contenedor marrón llegará a todo Chamberí en octubre

El Ayuntamiento implantará el cubo de basura orgánica en todo el distrito, después de hacer una prueba piloto en Vallehermoso

Contenedores marrones (al fondo) como los que se colocarán en las calles y cestas repartidas en los hogares (en primer plano) | AYUNTAMIENTO DE MADRID

Los vecinos del distrito de Chamberí y de otras 12 zonas de Madrid verán cómo el próximo mes de octubre aparecerá a la puerta de sus casas un nuevo contenedor que servirá para recogida de restos de materia orgánica. Su tapa tendrá color marrón y en él deberán depositar restos orgánicos de fruta, verdura, infusiones, posos de café, servilletas…

Este nuevo contenedor no es nuevo en el distrito. Los habitantes del barrio de Vallehermoso lo conocen desde el pasado noviembre, cuando fueron elegidos como pioneros para implantar este tipo de recogida en Madrid. Ahora la recogida se extiende a los otros cinco barrios de Chamberí y a los distritos de Arganzuela, Ciudad Lineal, Hortaleza, Latina, Moncloa-Aravaca, Puente de Vallecas, Villa de Vallecas, San Blas-Canillejas, Tetúan, Villaverde y Vicálvaro, informa el Ayuntamiento.

La extensión del contenedor marrón llega después de registrar unos buenos datos en el uso correcto de este servicio: en los siete meses transcurridos desde el inicio de esta experiencia piloto se han recogido 8.738 toneladas de residuos orgánicos, con un porcentaje de impropios (materiales que no son biorresiduos) en torno al 25%.

Cubo de basura orgánica | AYUNTAMIENTO DE MADRID

El funcionamiento será igual que el que se está realizando en las zonas pioneras, mediante cubos domiciliarios o contenedores en la calle de tapa marrón, y la recogida se realizará todos los días de la semana.

El nuevo contenedor marrón debe recibir:

  • Restos de fruta, verdura, restos cocinados de carne, pescado y marisco, frutos secos, cáscaras de huevo y otros restos de comida
  • Restos infusiones y posos de café
  • Tapones de corcho, cerillas, serrín
  • Servilletas usadas, papel de cocina sucio y papel y cartón sucios de aceite o restos de alimentos
  • Restos de jardinería tales como plantas, hojarasca o ramos de flores.

Más información: