Dos detenidas por robar un reloj a un anciano y esconderlo en la vagina | Somos Chamberí

Dos detenidas por robar un reloj a un anciano y esconderlo en la vagina

La Policía Nacional busca a más víctimas en Chamberí del llamado "hurto cariñoso"

Imagen del reloj robado en el párking de Chamberí | POLICÍA NACIONAL

Dos mujeres han sido detenidas después de que fueran denunciadas por el robo de un reloj de alta gama valorado en 5.000 euros. La víctima fue un anciano al que ambas abordaron en un párking, donde le propusieron servicios sexuales en reiteradas ocasiones, informa la Policía Nacional. El hombre se negó, por lo que la presunta ladrona le propinó un golpe en la cabeza para sustraer el citado reloj.

Los hechos se produjeron en Chamberí -la policía no detalla el lugar exacto- el pasado 4 de octubre y acabaron con la detención de las supuestas ladronas: la primera huyó a la carrera junto a su compañera, que la esperaba en la entrada del aparcamiento vigilando. Pero fueron observadas por varios agentes que se encontraban en el lugar y que salieron tras ellas al percatarse de la situación.

Al comprobar los hechos, los agentes procedieron a la detención y traslado de ambas a dependencias policiales. Allí comprobaron que la presunta agresora llevaba el reloj oculto en el interior de su vagina. La víctima, por su parte, fue atendida por los servicios sanitarios debido a la herida que el intento de robo le provocó en la cabeza.

Se buscan robos similares en Chamberí

La Policía Nacional mantiene abierta la investigación sobre estas mujeres, ya que sospecha que podrían haber cometido más robos en la zona de Chamberí con la técnica del “hurto cariñoso”, siempre sobre hombres de avanzada edad.

La técnica de este robo consiste en acercarse a las víctimas con actitudes cariñosas o incluso ofrecimientos sexuales con el fin de hacerse con sus objetos de valor. Una vez elegida la víctima, se aproximaban a ella, la acariciaban, preguntaban la hora y la cogían del brazo para intentar conseguir un acercamiento físico y sustraerle las joyas o efectos de valor.

La policía reclama que si alguna persona conoce algún caso de este tipo, acuda a su comisaría más cercana o llame al 091 para denunciarlo.