CV Madrid Chamberí: "Vamos a salir a ganar todos los partidos de Superliga" | Somos Chamberí

CV Madrid Chamberí: “Vamos a salir a ganar todos los partidos de Superliga”

El club chamberilero se estrena en la División de Honor nacional con un equipo ilusionado que intentará competir ante rivales de mucho mayor presupuesto

Jugadoras del CV Madrid Chamberí, en pretemporada

Este sábado, Madrid volverá a la élite del voleibol femenino nacional. Lo hará en el Estadio de Vallehermoso, gracias a un club jovencísimo (tiene poco más de tres años de existencia) pero con una proyección meteórica que le ha llevado a la Superliga Iberdrola después de una temporada casi perfecta. Cuando las jugadoras del Club Voleibol Madrid Chamberí salten a la pista habrán completado un sueño que no albergaba en 2015 ni siquiera el presidente y fundador del club, Daniel Virumbrales.

“Todavía no nos lo terminamos de creer”, admite en conversación con Somos Chamberí. “Aún se me pone la piel de gallina cuando recuerdo la semana de verano que lo hizo posible”, reconoce Virumbrales. Se refiere al momento en el que, en pleno mes de junio, le ofrecieron al CV Madrid Chamberí subir a División de Honor, meses después de haber caído en el último y definitivo partido. “El lunes nos comunicaron que un equipo había renunciado a la plaza y que teníamos hasta el jueves para aceptar el puesto que nos correspondía”, recuerda. “Vimos que no teníamos recursos, los pedimos y, en el último momento, lo conseguimos gracias al apoyo del Ayuntamiento. Fue un orgullo que nuestra ciudad nos dijera adelante“.

Fruto de este trabajo y apoyo, el sábado (19.30 horas, Vallehermoso) llega el estreno con el Avarca de Menorca como rival y ante -esperan- cientos de espectadores, como los que les acompañaron en la fase final de la temporada pasada. Un primer partido en una Superliga que será complicada. “Muchos clubes duplican nuestro presupuesto, pero tomamos el reto con mucha humildad y honestidad. Sabemos que somos capaces de hacer grandes cosas”, dice seguro el presidente del club. “Vamos a salir a ganar todos los partidos de liga”, añade ambicioso. El objetivo, no obstante, es mantenerse en la categoría sin agobios. “Que consigamos competir y que nuestros rivales, si nos ganan, recuerden que les ha costado hacerlo”, añade Virumbrales.

La aventura del CV Madrid Chamberí tiene mérito adicional porque sus jugadoras no pueden dedicarse profesionalmente a este deporte. Compatibilizan su pasión con sus estudios o trabajos, con gran esfuerzo, para poder competir. “El voleibol está poco reconocido en España, pese a que se practica muchísimo en los colegios”, se lamenta Daniel. “Además, el deporte practicado por mujeres no ha estado bien tratado ni por los medios ni por administraciones. Ahora empieza a cambiar”, explica mientras recuerda que existen muy pocas jugadoras profesionales en la Superliga.

Una cantera con 200 jugadores

El proyecto del CV Madrid Chamberí se sostiene sobre bases sólidas y unos objetivos muy claros: solidaridad, entrega, honestidad… “formamos deportistas con valores, con la excusa de hacer voleibol, nos interesa hacer un equipo formado sobre todo por buena gente”, dice Daniel Virumbrales. El lema del club ya es toda una declaración de intenciones: Hemos venido a jugar.

“Todo el club está orientado hacia practicar un deporte de recreación, de ocio”, añade. El Madrid Chamberí no es solo su equipo de élite. Detrás hay cientos de niñas y niños que practican el voleibol en sus categorías inferiores. Nació en el año 2015, dentro de un proyecto pequeño “para dar a la ciudad de Madrid un espacio para hacer voleibol”, comenta Virumbrales. Pero rápidamente se dieron cuenta de que existía potencial para mucho más. “Había mucha gente con ganas de practicar este deporte en Chamberí”, recuerda. Con muchas de sus jugadoras practicando este deporte anteriormente en el colegio Jesús Maestro, lo que iban a ser dos equipos para competir se convirtieron en siete, con diferentes categorías. Hoy ya son nueve, además de una escuela de minis. En total, 200 jugadores. “Y otras 1500 personas que se han quedado fuera porque no les podemos hacer más hueco, no hay más pistas”, justifica el presidente.

La punta del iceberg es el equipo de élite, que se estrenará el sábado en una jornada durante la que también (en el descanso) habrá una pequeña exhibición entre las secciones de voleibol masculino clásicas del Real Madrid y del Atlético. Acudirá hasta Rafa Pascual. Todo forma parte de una fiesta que el Madrid Chamberí asegura ofrecerá cada fin de semana. “Ir a ver solo un deporte puede ser algo aburrido. Si acudes a Vallehermoso vas a ver un espectáculo, a vivir una pasión que transmite el equipo. Verlo en directo es impagable”. Los precios son testimoniales: entradas a 2 euros (gratis para los menores de 13 años) y posibilidad de hacerse simpatizante del club. Y el espectáculo está asegurado.

Más información: